PINZAS DE BIOPSIA ENDOSCOPIA, LAPAROSCÓPICAS Y CON DISEÑO CURVO

PINZAS DE BIOPSIA ENDOSCOPIA, LAPAROSCÓPICAS Y CON DISEÑO CURVO

Las Pinzas de Biopsia y su continua evolución y desarrollo contribuyen significativamente a mejorar la precisión y eficacia de los procedimientos quirúrgicos, permitiendo a los cirujanos obtener muestras de tejido con seguridad y precisión en una variedad de situaciones clínicas.

PINZAS DE BIOPSIA ENDOSCOPIA MANDÍBULAS DENTADAS:

Las pinzas de biopsia tienen un diseño similar al de las pinzas quirúrgicas, pero con mandíbulas especialmente diseñadas para capturar y sostener fragmentos de tejido. Estas mandíbulas pueden ser dentadas o con una superficie más lisa, dependiendo del tipo de tejido que se va a biopsiar.

Agarre Firme: Los dientes en las puntas de estos instrumentos proporcionan un agarre más firme y seguro del tejido o estructuras anatómicas durante los procedimientos quirúrgicos. Esto es especialmente útil en áreas donde el tejido es resbaladizo o difícil de sostener con mandíbulas lisas.

Prevención de Deslizamientos: Los dientes ayudan a prevenir el deslizamiento del tejido mientras se manipula con la pinza, lo que puede reducir el riesgo de lesiones accidentales o daño a tejidos circundantes.

Mayor Precisión: Los dientes permiten una manipulación más precisa del tejido, lo que es especialmente importante en procedimientos delicados donde se requiere una alta precisión, como la disección de estructuras nerviosas o la separación de tejidos adyacentes.

Coagulación y Hemostasia: En el caso de las pinzas hemostáticas, los dientes en las puntas pueden ayudar a comprimir los vasos sanguíneos con mayor eficacia, facilitando la coagulación y deteniendo el sangrado durante la cirugía.

PINZAS DE BIOPSIA LAPAROSCÓPICAS CON ORIFICIO DE AGARRE:

Las pinzas de laparoscopia están diseñadas para ser utilizadas a través de pequeñas incisiones en la piel, a través de las cuales se insertan en la cavidad abdominal. Tienen un diseño alargado y delgado para permitir su inserción a través de los trocares, que son los tubos de acceso utilizados en la laparoscopia. Estas pinzas suelen tener mandíbulas largas y anguladas que pueden ser rectas o curvas y con orificios de agarre; dependiendo de la función específica que cumplen.

Facilita la Agarre y Manipulación: El orificio de agarre proporciona un punto de contacto adicional para sujetar y manipular el tejido con mayor precisión y firmeza. Permite que la pinza agarre el tejido de manera más efectiva, lo que puede ser especialmente útil en áreas donde el tejido es delicado o difícil de sostener.

Mejora la Estabilidad: Al proporcionar un punto de contacto adicional, el orificio de agarre ayuda a estabilizar el tejido mientras se manipula con la pinza. Esto puede reducir el riesgo de deslizamiento o movimiento no deseado del tejido durante el procedimiento.

Facilita la Sutura: En algunos casos, el orificio de agarre se utiliza como guía para pasar una sutura a través del tejido. La pinza puede sujetar el extremo de la sutura a través del orificio, lo que facilita la colocación precisa de la sutura y la realización de técnicas de sutura laparoscópica.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *